Maternidad disfuncional

Cartas a... Maternidad

Querido hijo… Antes que nada, perdona. Me voy a pasar media vida pidiéndote perdón hasta por los crímenes del nazismo porque yo soy así, no te lo tomes como algo personal. Pero .